La China Moderna

Principal Arriba Búsqueda

Principal Arriba Economía Finanzas

Fin de la Página

Elección Méx 2006  Materias Estudio
 

Principal
Arriba

Contenido de la Página
Índice
Acuerdos y Tratados
Asia
Economía Social
Responsabilidad Social
Estado y Globalización
Eumed.net
Marxismo
Megatendencias
Resumen de Mercados
Revista Economía-UNAM
Riego País
Salarios
Personajes
Enlaces

I.           La China Moderna[1]

El Fondo Monetario Internacional es la entidad que mantiene condiciones de estabilidad de los sistemas monetarios de los diferentes países. Recientemente, el FMI hizo público los resultados de un nuevo sistema de contabilidad del producto bruto de las naciones. Tradicionalmente para llevar a acabo la comparación entre dos economías, las cifras del producto se dividían por el valor de la tasa de cambio del mercado. Ahora se ha comenzado a perfeccionar un método más sabio consistente en relacionar el poder de adquisición de las monedas y se han logrado resultados más reales que mejorarán día a día.

En su orden los cuatro grandes serían EE.UU., Japón, China y Alemania. Son ellos los que detentan actualmente le poderío de la fuerza industrial. Su cultura, su forma de organizar el Estado y su concepción ideológica deberán tener profunda influencia en la humanidad. La nueva economía de la China no altera que siga siendo un país diferente a Occidente. Su cocina, su sentido de apreciar el arte, su concepto filosófico de la vida, su respeto a los mayores, su capacidad de austeridad, sus creencias sobre la moral y sobre el destino del hombre, la hacen diferente sin ningún asomo de barbarie. Por el contrario, la influencia que habrá de tener, al modificar las normas de su estructura estatal, serán positivas para la humanidad. El anuncio de que la dirección planeada de su economía habrá de modificarse y de que estructuras de mercado se ensayan en la provincia costera del sur, Guang Dong, son hechos positivos para el mundo.

Quizá la estructura de su organización sería sustituida por una sociedad libre, igualitaria, en donde la inversión exista a niveles permanentes más altos del 25% anual y los consumos no se desborden en ese necio apetito del rito de la moda que ha dañado tanto las concepciones de Occidente.

El contraste de las ideas religiosas de Buda y de Confucio con el cristianismo de Occidente en climas de Paz, posiblemente habrá de modificar el enorme influjo del dinero en los habitantes de las democracias para producir un hombre menos egoísta, menos individualista..

Podríamos edificar la educación de los jóvenes, sobre bases más clásicas en donde todos conociéramos los pocos libros que constituyen la esencia de los grandes pensadores que, efectivamente, tal como sucede en China, han hecho en el pasado la cultura de la humanidad.

Hit Counter

Siguiente


[1]       Fernando Cuevas Cepeda. 1993. “La China Moderna” Latinoamérica Internacional. Julio. Núm. 9. p. 3. Santafé de Bogotá, Colombia.

Inicio de la Página

Buscador de la Página

Google
 
Web www.joseacontreras.net

 

¡ Por tu atención Muchas Gracias y regresa pronto !

Ésta página es atendida por:
[joseacontreras.net] [miaulavirtual.com]
Copyright © 2001 Reservados todos los derechos.
Revisado: Thursday, 17 de July de 2014 04:30